Coordinacion de educacion e investigacion en salud imss

7

El mundo de los negocios, el mundo de los negocios de Emin Olmalısın. –

El continente también está experimentando una transición epidemiológica. Sin subestimar la carga de enfermedad atribuible a las enfermedades transmisibles, en la actualidad, las enfermedades no transmisibles representan la mayor proporción de la carga de enfermedad. Entre ellas se encuentran las enfermedades crónicas degenerativas, los trastornos mentales, así como la morbilidad y la mortalidad derivadas de los accidentes, las lesiones y la violencia [17].El cuadro 2 muestra una serie de indicadores de contexto que demuestran las diferencias entre los países de la región. Enumera los indicadores de desarrollo, la inversión en investigación y desarrollo y la producción científica. El índice de desarrollo humano (IDH; elaborado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo) muestra que Chile fue el país que tuvo el índice más alto de la región (0,798) en 2009. En ese año, el promedio del IDH de la región fue de 0,722. Argentina, Uruguay, Cuba, México, Panamá y Costa Rica tuvieron un IDH superior a la media regional [18] (Tabla 2).Tabla 2

El 80% del PIB de la región se concentró en cinco países en 2009: Brasil, México, Argentina, Venezuela y Colombia (Tabla 3) [19]. Esta concentración llama la atención sobre la necesidad de diferentes estrategias de desarrollo, que a su vez repercutirán en el tipo de políticas y actividades de ciencia, tecnología e innovación que se adopten para cada país de la región.Tabla 3

Coordinacion de educacion e investigacion en salud imss online

TextoEste resumen se publicó por primera vez en junio de 2012. Actualmente se ha publicado como versión «extracto/adaptación», «primer borrador» o «borrador revisado» y «primera edición o edición revisada». Las siguientes personas u organizaciones han contribuido al desarrollo de este tema.Animamos a los lectores a enviar comentarios o sugerencias de edición publicando un comentario en la página de miniblog y debate de esta sección o publicando un comentario a continuación:

TextoEste resumen se publicó por primera vez en junio de 2012. Actualmente se ha publicado como versión «extracto/adaptación», «primer borrador» o «borrador revisado» y «primera edición o edición revisada». Las siguientes personas u organizaciones han contribuido a la elaboración de este tema.Animamos a los lectores a que envíen comentarios o sugerencias de edición publicando un comentario en la página de miniblogs y debates de esta sección o publicando un comentario a continuación:Debido a la longitud de las secciones del manual (similar a un capítulo de libro) preparadas para este sitio web y programa de intercambio de conocimientos, publicamos estos documentos como documentos separados. Haga clic en este enlace web para acceder al borrador o a la versión completa sobre este tema. Vuelva a esta página para publicar cualquier comentario o sugerencia.

Coordinacion de educacion e investigacion en salud imss del momento

Al igual que otras naciones del mundo, la población mexicana está envejeciendo, aunque esta tendencia demográfica en México se da a un ritmo más acelerado que en otros países.1 Si en los últimos 50 años (1950-2000) la población adulta mayor mexicana se incrementó en 1.4%, en los próximos 50 años (2000-2050) lo hará en 17.7%.2 En la Ciudad de México, en el año 2010, la población alcanzó 8,944,599 habitantes, con 7.9% (706,623 habitantes) de adultos mayores. Se espera que la población adulta mayor en las próximas dos décadas tenga un mayor crecimiento. En 2020 se prevé que representará el 10.8% y en 2030 alcanzará el 14.7% de la población total.3 Con una población mexicana que envejece a un ritmo acelerado, existe un interés creciente respecto al estudio de la fragilidad.

De acuerdo con diversos estudios a nivel mundial, la prevalencia de fragilidad en adultos mayores que viven en la comunidad oscila entre 4.0% y 59.1%.4 Este amplio rango de fluctuación en la prevalencia reportada en la literatura internacional se debe a los diferentes criterios de diagnóstico utilizados para determinar la fragilidad. Una prevalencia de fragilidad entre 26.7% y 42.6% ha sido reportada en América Latina.5 Una prevalencia de fragilidad entre 14.1% y 39.5% ha sido reportada en estudios sobre la población mexicana de adultos mayores.5-8 Una prevalencia de 14.1% y 15.7% de nivel de fragilidad en adultos mayores que viven en la comunidad ha sido reportada en dos estudios en la Ciudad de México,7,8 y debe notarse que estos estudios han incluido a toda la población de adultos mayores de la ciudad.

Coordinacion de educacion e investigacion en salud imss 2021

*Dirección de la correspondencia: Dra. Gabriela Borrayo-Sánchez. Comisionada del Programa A Todo Corazón-Código Infarto, IMSS México. Avenida Cuauhtémoc 330 Doctores. 0670 CDMX, Email: [email protected]

Cómo citar este artículo: Rosas-Peralta M, Borrayo-Sánchez G, Santiago-López J, Árias ER, Méndez RG, et al. ¿Qué hay de nuevo en Hipertensión de México 2018? -Impacto de la nueva clasificación de hipertensión arterial en adultos del American College of Cardiology/American Heart Association (ACC/AHA). Ann Clin Hypertens. 2018; 2: 024-030. DOI: 10.29328/journal.ach.1001008

El nuevo informe del grupo de trabajo del Colegio Americano de Cardiología/Asociación Americana del Corazón sobre las Guías de Práctica Clínica para la Hipertensión Arterial en Adultos fue publicado en línea antes de su impresión el 13 de noviembre de 2017. La nueva recomendación americana se centró en los criterios para definir la Hipertensión. 130/80 mmHg o más se considera ahora como el nuevo punto de corte para definir la Hipertensión. No es nuevo si consideramos la evidencia acumulada en las últimas dos décadas se ha roto la idea de considerar 140/90 mmHg como el punto para iniciar acciones médicas. Así, en México con la definición actual del ACC/AHA se estiman hoy alrededor de 48 millones de hipertensos adultos. En el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) se han desarrollado diversas estrategias para mejorar la prevención como acción clave para enfrentar las enfermedades crónicas no transmisibles incluyendo la hipertensión. Esta guía actualizada del ACC/AHA es una extraordinaria oportunidad para reforzar nuestros programas preventivos para el control de la hipertensión arterial. En este breve informe analizamos la situación epidemiológica en México y sus posibles consecuencias de los nuevos criterios de diagnóstico de hipertensión. Las principales estrategias actuales que se aplican en el IMSS para enfrentar los factores de riesgo cardiovascular están dirigidas a la prevención. El IMSS está preparado para atender situaciones como el cambio de criterios diagnósticos en Hipertensión y los nuevos modelos preventivos están en progresión.




error: Content is protected !!